Prepararse bien para solicitar financiamiento bancario

Las pequeñas empresas son importantes para las instituciones financieras; su objetivo es lograr que los emprendedores prosperen.

Obtener esos fondos que necesitas para el crecimiento de tu negocio tal vez no sea tan difícil como piensas.

Los bancos quieren ayudarte a encontrar la solución adecuada para tus necesidades. Las pequeñas empresas son importantes para las instituciones financieras; su objetivo es lograr que los empresarios prosperen. En realidad, todo lo que debes hacer es comprender bien eso que los bancos buscan en una solicitud de financiamiento, de manera de emprender este proceso bien preparado.

Aumenta tus posibilidades de conseguir un buen financiamiento y ayuda al banco a aprobar tu solicitud con estas sugerencias para mejorarla.

Elabora un plan de negocios

La visión de tu negocio puede estar muy clara en tu cabeza, pero el asesor bancario querrá verla escrita en papel.

Tómate todo el tiempo necesario para elaborar un plan de negocios básico, en el que deberías describir:

  • La visión y estrategia de tu empresa
  • Sus metas y objetivos
  • Los productos y servicios
  • La competencia
  • El equipo directivo y los empleados
  • Los asesores y mentores
  • El monto de dinero que solicitas y cómo tienes previsto usar los fondos

Deberías incluir también una proyección de estados financieros (estado de resultados, estado de flujo de efectivo y balance general), basado en estimados conservadores de los ingresos, gastos y beneficios futuros.

Ve preparado para responder preguntas específicas sobre el plan. Cuanta más información proporciones a tu asesor de pequeñas empresas, más te podrá ayudar.

Prepara tus estados financieros

A partir de los estados financieros, deberás demostrar la verdadera situación de tu negocio y tu situación financiera personal. Por lo tanto, tendrás que preparar y presentar un estado financiero de tu patrimonio neto personal, acompañado del balance general y los estados de resultados de tu empresa.

Si quieres adquirir un negocio o ampliar tus operaciones, deberás presentar los estados financieros y las declaraciones de impuestos de años anteriores de la compañía en cuestión.

Pon en orden tus finanzas personales

La solvencia crediticia de tu empresa y su capacidad para reembolsar el préstamo serán aspectos importantes, pero esto se aplicará también a ti: el dueño. Deberás asegurarte de que tu situación financiera se halle en buen estado. Revisa lo siguiente:

  • ¿El saldo de tus tarjetas de crédito personales está siempre cercano al límite de crédito?
  • ¿Debes dinero sobre algún préstamo?
  • ¿Solo pagas el monto mínimo exigido en la tarjeta de crédito?

Cuanto antes corrijas cualquier problema de deuda, en mejor posición estarás para obtener financiamiento para tu empresa.

Verifica tu calificación de crédito

Si tu empresa tiene dos años o más de historial financiero, podrá obtener crédito sin una garantía personal. En caso contrario, el banco tomará en cuenta tu historial de crédito personal en la solicitud.

Es aconsejable que revises tu calificación de crédito personal antes de solicitar financiamiento bancario. Hacer esto todos los años te ayudará también a detectar cualquier caso de usurpación de identidad.

Infocorp y Sentinel son dos de las principales agencias de crédito. Por una módica suma de dinero, puedes descargar al instante una copia de tu informe personal de crédito y de la calificación que usan algunos bancos para evaluar tu solvencia crediticia.

Consulta a un contador

Antes de solicitar financiamiento, es buena idea que tu contador revise los estados financieros, pues podrá:

  • Hacer comentarios pertinentes sobre ciertos aspectos de las finanzas de tu empresa que puedes haber pasado por alto.
  • Ayudarte a prever las preguntas que el banco te podría formular.

Piensa en la garantía

Según el objetivo de los fondos solicitados, el banco puede pedirte que ofrezcas algún tipo de garantía personal para facilitar la aprobación de productos como:

  • Un préstamo
  • Una línea de crédito
  • Una cuenta de sobregiro
  • Una tarjeta de crédito comercial

La garantía puede incluir activos o inversiones personales. Evalúa qué tan cómodo te sientes al dar en garantía un bien personal y ve preparado para hablar del tema.

Solicita el dinero con suficiente tiempo de antelación

Si bien la mayoría de las instituciones financieras podrán tramitar tu solicitud de crédito en muy poco tiempo, nunca está de más que la introduzcas mucho antes de necesitar el dinero.

Es importante que preveas suficiente tiempo para todo este proceso, de modo que puedas preparar minuciosamente la solicitud, reunirte con tu asesor de negocios y presentar cualquier otra información o documento adicional que se te solicite.

Prepárate bien para la entrevista de evaluación de la solicitud de crédito

El día de la entrevista, cuida tu presentación y actúa de manera profesional. Deberás estar listo para:

  • Responder toda una variedad de preguntas sobre el plan de negocios.
  • Respaldar todas las afirmaciones de la solicitud con hechos.

Recuerda que te estás vendiendo

En realidad, irás a vender tu confianza en el plan de negocios y tu capacidad para reembolsar el préstamo. Por lo tanto, cerciórate de comunicar con claridad:

  • Cuánto dinero necesitas.
  • A qué piensas destinarlo.
  • Cómo distribuirás el préstamo; por ejemplo, para comprar equipos de oficina o un vehículo o para alquilar un local.

Lleva preparado tu plan de amortización e inclúyelo en tus documentos de apoyo.